Valproato de Magnesio

Valproato de Magnesio ¿Para qué se utiliza?

El valproato de Magnesio es un elemento que ha demostrado su gran efectividad contra el tratamiento y la prevención de afecciones como la migraña, así como también de la fase maníaca del trastorno bipolar.

¿Para qué es utilizado el valproato de Magnesio?

Por lo general el valproato de Magnesio ha sido utilizado ampliamente contra afecciones como la epilepsia, en el sentido farmacológico, esta sustancia tiene la capacidad de inhibir la GABA transaminasa y la semialdehído succínico deshidrogenasa, y por potencializar a la glutamato decarboxilasa, lo cual aumenta las concentraciones netas de GABA e incrementando sus efectos fisiológicos.

El valproato de Magnesio es básicamente un anticonvulsionante, un antiepiléptico de amplio espectro del cual se ha comprobado el control de las crisis generalizadas, es decir, tónicas, clónicas, tónico – clónicas, mioclónicas, ausencias, atónicas y espasmos infantiles y parciales, pueden ser simples, complejos o secundariamente generalizados, tanto en la monoterapia como durante la terapia combinada.

Este elemento también es utilizado para el control de los síndromes epilépticos que cursan con mioclonías, epilepsias fotosensibles y aquellas que cursan con diferentes tipos de crisis, como por ejemplo las encefalopatías epilépticas, como son el síndrome de West, el síndrome de Lennox – Gestaut, el síndrome de Dravet y la epilepsia con crisis mioclono – astática. También se encuentra indicado en el tratamiento de las crisis febriles atípicas.

¿Cómo funciona del valproato de Magnesio en el organismo?

El valproato de Magnesio se absorbe con gran facilidad a través de la vía oral, contando con una biodisponibilidad de 100% prácticamente hasta después de los 30 y los 60 minutos y logra concentraciones plasmáticas máximas de ácido libre hasta las dos horas, entre una y cuatro horas después.

La vida promedio del valproato en la sangre, luego del consumo de una dosis única, es de 8 a 16 horas en el organismo de un adulto sano, mientras que en los niños menores de dos meses, es de entre unas 30 y unas 60 horas.

Si por el contrario el paciente es tratado simultáneamente con otros agentes antiepilépticos tradicionales, la vida media de acorta hasta unas seis y unas ocho horas.

La depuración renal de este medicamento tiene una directa relación con la fracción libre del fármaco y es mayor en los niños que en los adultos y ancianos, es por esto que las dosis pediátricas del medicamento deben ser superiores a las de los adultos. Los valores normales de depuración en adultos sanos es de entre 5 y 10 ml/ min.

Precauciones generales en el uso del valproato de magnesio.

El valproato de magnesio no debe ser utilizado en pacientes que tengan una enfermedad o disfunción hepática, ni tampoco debe ser suministrado durante el primer trimestre del embarazo. Por lo demás se deben mantener algunas precauciones generales:

hepatoxicidad, por lo tanto deben realizarse pruebas de función hepática antes de iniciar el tratamiento y dos meses después de que este sea iniciado, en caso de presentarse alguna disfunción hepática significativa, la dosis del medicamento debe reducirse.

Pancreatitis, la cual se ha presentado en niños y adultos que han recibido el medicamento, algunos de los casos describen hemorragias de progresión rápida sin importar el tiempo de consumo, por lo tanto debe tenerse especial cuidado con la presencia de dolor abdominal, náuseas, vómito o anorexia.